¿De verdad Mr. Biden?


El presidente de Estados Unidos Joseph Biden se refirió anoche a la situación de Cuba, en una conferencia de prensa conjunta con la Canciller alemana Angela Merkel.

En medio del reclamo universal porque elimine el bloqueo contra Cuba y eche atrás las. más de 240 medidas punitivas de su antecesor, todo lo que tuvo que decir el inquilino de la Casa Blanca es que le daría vacunas a la nación caribeña

«Tienen un problema de covid en Cuba», sostuvo Biden. «Estaría dispuesto a donar cantidades significativas de vacunas si, de hecho, me aseguraran que una organización internacional administraría estas vacunas y lo haría de tal manera que los ciudadanos promedio tuvieran acceso a estas vacunas».

¡Qué derroche de humanismo! ¿Qué pensarán tantos países que están esperando les llegue la primera dosis de las vacunas estadounidenses?

Cuba tiene ya 1 vacuna (la primera lograda en Latinoamérica), dos próximas a serlo y dos candidatos vacunales más. Más de 2 millones de cubanos ya han recibido las tres dosis de vacunas. Ya 3 220 481 personas han recibido al menos una dosis. Casi 8 millones de dosis de Abdala, Soberana 02 y Soberana Plus han sido administradas indistintamente a nuestra población, de manera gratuita y segura por el sistema nacional de salud pública.

El ritmo de vacunación diario de Cuba por cada 100 habitantes es el más alto del mundo. Y sus porcientos de vacunados y totalmente vacunados supera la media mundial.

Si el mandatario estadounidense está tan preocupado por la salud de los cubanos, en lugar de vacunas que están necesitando la mayor parte de la humanidad, desbloquee el acceso a los insumos y equipamientos que Cuba necesita para acelerar el escalado productivo de nuestras vacunas, cuya investigación y desarrollo no ha sido más rápido por las restricciones que impone el bloqueo.

Si el sr.Biden está sinceramente preocupado por la salud de los cubanos desbloquee el acceso a medicamentos contra el cáncer, ventiladores pulmonares, tecnologías y tratamientos a los que Cuba no puede acceder en Estados Unidos o tiene que adquirirlos a precios mucho mayores a través de intermediarios.

Si el Sr. Biden se conduele de la salud de los cubanos, abra espacios para la colaboración científica entre los investigadores e instituciones científicas cubanas y estadounidenses como el logrado entre el Centro de Inmunología Molecular de La Habana y el Roswell Park de Nueva York.

Si el Sr. Biden quiere ayudar a los cubanos, como dice en su discurso, cumpla su promesa electoral y acabe de revisar las medidas irracionales y criminales que Donald Trump implantó contra Cuba.

Ah, de paso le sugerimos al presidente Biden seguir mandando vacunas al sur de los Estados Unidos.Thel New York Times, en un trabajo que titula «La variante delta ensancha el golfo entre ‘dos ​​Américas’: vacunados y no vacunados», informa que «Las infecciones, hospitalizaciones y muertes están aumentando rápidamente en algunos estados con bajas tasas de vacunación como Arkansas , Missouri , Texas y Nevada».

  • El 25,9% de la población mundial ha recibido al menos una dosis de la vacuna COVID-19.
  • Se han administrado 3.570 millones de dosis en todo el mundo y ahora se administran 29,03 millones cada día.
  • Solo el 1% de las personas en países de bajos ingresos ha recibido al menos una dosis.

Fuente: Our world in data /Universidad de Oxford


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *