La Fiscalía de México para delitos electorales acusó a los partidos políticos de presentar denuncias falsas


Ciudad de México, 11 may (RHC) El titular de la Fiscalía Especializada en Delitos Electorales (FEDE) de México, José Agustín Ortiz Pinchetti, aseguró que el organismo que dirige ha archivado más del 30 % de las denuncias presentadas durante el presente proceso electoral. Además, puntualizó que los partidos políticos presentan denuncias a sabiendas de que «carecen de sustento alguno», con el único objetivo de «distraer» a los agentes.

En una entrevista con el diario Milenio, Ortiz Pinchetti informó que, desde el inicio de las campañas electorales, la FEDE ha recibido 600 denuncias en todo el país, de las que hasta la fecha se han desechado 200 tras comprobar que forman parte de una estrategia de distracción, para apartar la atención de otras demandas que sí pueden versar sobre verdaderos delitos. Sin embargo, antes de su archivo se ha invertido en la investigación tiempo y recursos, tanto humanos como materiales.

«Estos tiros los están enviando todos los partidos, o sea, es una especie de guerra de mentiras. Y peor que eso, lo hacen a sabiendas de que no hay sustancia en el delito, que no son delitos verdaderos, que son hechos inventados», declaró el fiscal electoral.

Ortiz Pinchetti calificó esta práctica como «nefasta» y afirmó que «crea un grave problema de tipo logístico», puesto que tienen que investigarlo todo. Detalló que los casos más comunes consisten en señalar lugares específicos donde se guardan dádivas para entregar a cambio de votos: «Y al final resulta que no hay ni paquetes ni centros de acopio, que todo era una invención. Imagínate el tiempo perdido en estas diligencias», criticó.

El fiscal se mostró partidario de que se produzca una reforma legislativa para que se castigue contundentemente a quienes realicen este tipo de denuncias falsas.

México celebrará elecciones el próximo 6 de junio, que serán las más grandes de la historia del país, en las que se disputarán 20.415 cargos, entre ellos 500 diputaciones federales y 15 gubernaturas.

Actualmente la FEDE cuenta con 62 agentes en todo el país, dos por cada Estado, más dos auxiliares de apoyo en cada uno. Estos recursos humanos se enfrentan ahora a la investigación de 400 denuncias.

Las acusaciones que se encuentran en investigación incluyen el intento de compra de voto, ciudadanos que denuncian que les retienen sus credenciales para votar o alteración de registro de electores.

«Todo está investigándose, por eso es una pérdida de energía y de recursos el atender a las denuncias que no tienen sustancia, eso nos está preocupando muchísimo», se ha lamentado Ortiz Pinchetti.

(Russia Today)


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *