Región del norte de España declara emergencia sanitaria por Covid-19


Madrid, 17 ago (Prensa Latina) El gobierno de la comunidad autónoma (región) del País Vasco, en el norte de España, declaró hoy la emergencia sanitaria para contener los nuevos brotes del coronavirus SARS-CoV-2, causante de la enfermedad Covid-19.
Ese instrumento permitirá al presidente vasco, Iñigo Urkullu, asumir el ‘mando único’ en la crisis del coronavirus y adoptar medidas adicionales a las acordadas el pasado viernes por el Ministerio español de Sanidad y las comunidades autónomas.

Según diversos medios de comunicación, la emergencia sanitaria permitirá al gobierno regional tomar decisiones incluso más duras que las anunciadas entonces, como por ejemplo restringir la movilidad en determinadas zonas con una elevada cifra de contagios.

La consejera (ministra autonómica) de Salud, Nekane Murga, advirtió el pasado sábado que esa autonomía se encuentra ante ‘un posible tsunami que es visible con más antelación’, por el aumento de casos positivos al letal virus.

Somos más capaces de verlo con antelación y eso nos permite tomar medidas para la prevención, subrayó Murga, quien afirmó que el País Vasco bajará un peldaño en la denominada nueva normalidad con la declaración de la emergencia sanitaria.

Explicó que esa medida no es un estado de alarma, en alusión al precepto constitucional aplicado en marzo pasado por el Gobierno español en todo el territorio nacional para frenar la transmisión de la Covid-19.

Entonces, los 47 millones de ciudadanos de este país europeo vivieron un férreo confinamiento que se extendió hasta el 21 de junio último.

La consejera vasca precisó que con la emergencia sanitaria se impondrán mayores restricciones en aforos, agrupaciones de personas y horarios de hostelería, además de confinamientos selectivos si se dan ‘situaciones de peligro’ en determinadas zonas, enfatizó.

El objetivo es evitar cualquier posibilidad de colapso en los hospitales y un segundo confinamiento como el vivido en el momento más duro de la pandemia, señaló Murga.

A su juicio, Euskadi (País Vasco, en euskera) se encuentra en la fase de ascenso de una nueva ola epidémica del SARS-CoV-2, y pidió a los ciudadanos revisar sus actividades de ocio y la forma en que se están relacionando.

Ante los múltiples rebrotes del virus, el ejecutivo central decretó el viernes último el cierre de discotecas, bares de copas y salas de baile en toda la nación ibérica.

Durante una comparecencia, el ministro español de Sanidad, Salvador Illa, hizo también extensiva a todo el país la prohibición de fumar en espacios públicos cuando no sea posible mantener una distancia interpersonal de dos metros.


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *